Usamos cookies propias y de terceros para mejorar servicios y mostrarle publicidad de su preferencia mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Miércoles, 20 de junio de 2018
Publicado en Noticias Premium Lunes, 09 de abril de 2018 08:30

China elude la guerra comercial planteada por Estados Unidos

Alberto Lebrón (Pekín) | Los aranceles estadounidenses contra China, estimados en 50.000 millones de dólares, entrarán en vigor en junio. Pekín, como respuesta, ha subido sus tasas arancelarias sobre algunos bienes estadounidenses, pero sin afectar a los esenciales.

 

Por ejemplo, Boeing, que vende uno de cada cuatro aviones a China, mantiene su arancel sin cambios. General Motors, que vende un coche cada ocho segundos en China, también queda al margen de las represalias del gigante asiático. Si realmente los chinos hubieran deseado entrar en una guerra comercial con Estados Unidos, sin duda habrían subido sus impuestos sobre las exportaciones de soja estadounidense, para la cual China representa el 60%. Nada de esto ha ocurrido. Pekín ha anunciado aranceles sobre 128 bienes estadounidenses que suman, entre todos, 3.000 millones de dólares (apenas un 2% del total exportado desde Estados Unidos hacia China). China, si bien continúa exigiendo eliminar los gravámenes americanos sobre metales como el acero, ha eludido, de momento, entrar en una guerra comercial total. Ahora bien, las fricciones entre ambas naciones son una realidad incontestable, un hecho insostenible sin soluciones prácticas todavía.

 

PARA LEER EL ARTÍCULO COMPLETO ACCEDA A LA ZONA PREMIUM

Aviso:  Acceda al contenido completo de Consenso del Mercado sumándose a nuestra Zona premium.