Usamos cookies propias y de terceros para mejorar servicios y mostrarle publicidad de su preferencia mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Domingo, 22 de julio de 2018
Pulse en el valor para ver ratios >
Publicado en NOTICIAS DESTACADAS Martes, 13 de febrero de 2018 18:30

El Ibex pierde un -1,23% lastrado por sus blue chips

Felipe López-Gálvez (Self Bank) | En una sesión en la que las bolsas europeas han registrado descensos en torno al -0,60%, el Ibex ha sufrido un castigo del -1,23%. Estas caídas demuestran que el mercado está cogido con pinzas y que todavía no tienen claro si el crash de la semana pasada es pasajero o va en serio. El selectivo español ha cerrado en los 9.650 puntos y está a solo un 0,70% de caer a mínimos de marzo de 2017.

 

Hoy la culpa la han tenido pesos pesados como Inditex o Santander, que se han dejado cerca de un -2%. No obstante, las más bajistas del día han sido ACS (-3,34%), y Siemens Gamesa (-2,78%), que presenta su Plan Estratégico el jueves. Preocupa el comportamiento de un histórico como Telefónica (-1,45%), que está a punto de caer al nivel que alcanzó el día del Brexit.

 

En medio del debate sobre las rentabilidades de la Deuda Pública, el Tesoro español ha conseguido colocar algo más de 4.000 Mn€ en Letras al tipo de interés más bajo de su historia. El interés medio en las Letras a 12 meses se ha situado en el -0,419%, y en el -0,472% en las de vencimiento a seis meses. Por lo tanto, los inversores parecen estar dándole más importancia a la mejora de rating que recibió la deuda española hace unas semanas (de BBB+ a A-), que los temores a una retirada de estímulos por parte del BCE. En cualquier caso, cabe recordar que el BCE no compra deuda a corto plazo en el mercado, por lo que sí podríamos notar este sentimiento del mercado en la subasta de bonos a 5,10 y 15 años que se llevará a cabo este jueves. En el mercado secundario, la rentabilidad del bono a diez años español ha subido hasta el 1,51% y la prima de riesgo hasta los 76 puntos básicos. En EE.UU. se sitúa en el 2,84% a la espera de conocer mañana las cifras de inflación.

 

En la agenda macroeconómica lo más relevante ha sido el dato de inflación en Reino Unido, un indicador que en cualquier otro momento habría pasado desapercibido si no fuera por la especial sensibilidad que ha desarrollado el mercado a cualquier dato relacionado con presiones inflacionistas. En este caso, los precios de Reino Unido aumentaron en enero un 3%, es decir, una décima más de lo previsto. Veremos qué ocurre mañana al mediodía en EE.UU., donde cualquier dato mayor de lo esperado en la inflación de enero podría causar estragos en las bolsas.

 

En el mercado de materias primas el petróleo sigue sin levantar cabeza y acumula hasta ocho descensos consecutivos, de manera que el barril está cerca de caer por debajo de los 62 dólares. En un avance del informe que publicará el 5 de marzo, la Agencia Internacional de la Energía tilda como efectivas las medidas de la OPEP y sus aliados para contener la oferta, pero advierte del previsible aumento de la producción en otras regiones como EE.UU. 

Aviso:  Acceda al contenido completo de Consenso del Mercado sumándose a nuestra Zona premium.